La Prueba de Fuego

fuego

Pero a esa parte restante la pasaré por el fuego;
    la refinaré como se refina la plata,
    la probaré como se prueba el oro.

Zacarías 13:9a NVI

En el capítulo 13 de Zacarías, Dios sigue limpiando a Su pueblo de todo lo que lo aleja de Él. ¿Cómo lo hace? Déjame responderte con otra pregunta… ¿Estás familiarizado con la refinación de la plata o las pruebas que se le hacen al oro?

La plata y el oro tienen que ser sometidas a temperaturas muy altas para limpiarlas de toda impureza natural que tienen. ¿Te imaginas que Dios nos ponga en un horno calientísimo solo para limparnos y que seamos perfectos? No suena nada agradable ¿cierto?… Es como si Dios quisiera acabar con nosotros en el intento de purificarnos.

La verdad es que todos los días somos puestos a prueba por 2 razones:

1. Para que confiemos más y más en DIOS

Nuestra relación con Dios se fortalece en medio de las “pruebas de fuego”. ¿Cuántas veces Dios te ha probado y has fallado? Has de estar pensando en muchas ocasiones, pero ¿cuántas veces le has pedido a Dios ayuda para superar Sus pruebas porque estás consciente de que no podrás con ellas solo(a)? Esa es la clave, pedir ayuda a nuestro amigo y padre.

Dios no permite que nos acomodemos. Constantemente nos está sacando de la comodidad con situaciones que ponen a prueba nuestra capacidad para humillarnos ante Él y pedirle ayuda. Esto nos hace confiar más en Él, y nuestra confianza nunca será defraudada porque Él es fiel.

 

2. Para que nuestro caracter sea más como el de Jesús

Jesús es perfecto. Dios desea esa misma perfección para nosotros pero solo la alcanzaremos cuando hayamos resucitado. ¿Entonces para qué tanta prueba en esta vida? Yo lo veo como una forma de ejercicio.

Dios ejercita nuestro carácter… La meta es que sea igual al de Jesús. Y para lograrlo tenemos un sin fin de ayudas: Dios mismo, el ejemplo de Jesús está en la Biblia, el consejo de hermanos/as maduros, etc. No tenemos excusa para estar fallando todas las pruebas que Dios nos dé… ¡Espera!

Cuando estás en medio de la prueba de fuego, una prueba especialmente diseñada para tu crecimiento personal como cristiano, no existe tal cosa como perder. ¡Nunca perdemos! ¿Por qué? Porque siempre aprendemos… Y ese es el objetivo de cada prueba: que aprendamos a actuar, pensar, vivir como Jesús lo hizo.

 

Pero es que esas pruebas de fuego son muy difíciles… 🙁

»Cuando me llamen, les responderé;
yo los reconoceré como mi pueblo,
y ellos me reconocerán como su Dios».

Zacarías 13:9b TLA

Te recuerdo que no estás solo. Dios es tu principal ayuda y Él siempre hace las cosas por nuestro bien, así que puedes tener la plena confianza de que todo tiene un propósito que le da la gloria a Él. Y lo mejor para nosotros es que: No nos abandona en medio de las pruebas.

¡Nuesto Dios es el Dios de los Ejércitos Celestiales! ¡Para Él no hay imposibles!

Ni un corazón endurecido resiste a las pruebas de fuego.

Querido(a) amigo(a),

Decide ser más como Cristo cada día :D, hagamos feliz a nuestro Padre.

Siguenos
Instagram-32 Instagram-32 Instagram-32