¡El tren me va dejar!

El tren me va dejar

Le consulte a algunas amigas entre casadas y solteras, cuál es o era su principal temor cuando pensaban en la popular frase ´´me va dejar el tren´´. Algunas mencionaron, el temor a quedarse solas y no tener con quien compartir su vida, saber que estoy incompleta respondió otra, ver que todas mis amigas están casadas y hacen sus vidas y yo no, entre otras tantas respuestas.

Vemos como todas desde puntos distintos experimentaron el mismo temor, el miedo a que Dios no les diera lo que necesitaban. La ausencia de confianza, en que Dios puso en sus corazones un deseo que es capaz de cumplir.

Cuando comienzas los 20, pensar en el matrimonio es un plan a largo plazo, así que, el que llegue o no la persona adecuada no significa un factor que te alerte. Sin embargo entrada en los 30, el matrimonio se convierte en un plan muy a corto plazo. ¿La pregunta es, que cambió? ¿Porque podemos ver con un corazón dispuesto a esperar a los 20 y renunciar a esa virtud a los 30?

La respuesta es simple, queremos vivir conforme a los estándares que la sociedad establece para determinadas etapas. A los 30 seguramente has concluido tu carrera profesional y tienes un empleo estable. Así que la norma social, te dice que estás lista.

Sin embargo cuando Dios se refiere a la mujer soltera, no brinda detalles específicos de su edad, y no porque no la supiera, sino porque no es el elemento detonante en los planes de Dios, el ve otras cosas.

¿Qué hacer?

No te preocupes porque el tren te deje, preocúpate porque pase y no estés lista

La mayoría de las veces, ocupamos el 80% de nuestro tiempo preocupándonos, porque esa persona no llega, desperdiciamos, nuestro tiempo, energías y hasta comprometemos nuestra fe, queriendo adelantar algo a lo que Dios, ya le puso fecha.

Invierte tu tiempo, aprovecha tus días, hay muchas cosas que puedes hacer y que podrás hacerlas únicamente bajo esta condición de soltera. La más importante, conocer, servir y amar a Dios con todo, porque no debes de ocuparte en agradar y cuidar de un esposo.

´´…. La joven soltera se preocupa por las cosas del Señor, por ser santa tanto en el cuerpo como en el espíritu; pero la casada se preocupa por las cosas del mundo y por agradar a su esposo´´. 1 Corintios 7:34 (DHH)

Comprende que eres plena y completa en la condición de hija de Dios

Un esposo no te completa, ni te permite realizarte, eso lo logras únicamente a través de Cristo, comprendiendo que en él, has sido diseñada y creada para agradarle, ser santa y digna de ser llamada su hija.

Muchas mujeres llegan al matrimonio, pensando que finalmente llegarán a sentirse completas, pensamiento que termina en una terrible y dura desilusión. Eres completa cuando entiendes que en el sacrificio de Cristo, Dios te dio parte con él, para heredar el reino, formas parte de su reino, eres una princesa.

´´Pero a quienes lo recibieron y creyeron en él, les concedió el privilegio de llegar a ser hijos de Dios´´. Juan 1:12 (DHH)

No dice que necesitas un príncipe para ser una princesa.

Para considerar

Por temor a quedarte, puedes tomar el tren equivocado

La prisa por tomar el tren del matrimonio, puede llevarte a creer que una relación o persona que no comparte tus principios o prioridades, sea la adecuada. ¡Error total! Tu pareja será tu complemento, así como tú para él, sino comparten un plan de vida, seguro que tampoco, compartirán por mucho tiempo un matrimonio.

No te permitas negociar factores que has defendido toda la vida y han sido tu bandera, por el temor a quedarte sola.

´´No se unan ustedes en un mismo yugo con los que no creen. Porque ¿qué tienen en común la justicia y la injusticia? ¿O cómo puede la luz ser compañera de la oscuridad?´´ 2 Corintios 6:14-17 (DHH)

No temas dejar pasar ese tren, si no es el que te conviene

El temor a la soledad, es un factor que puede llevar a muchas mujeres a permanecer al lado de un hombre aun y cuando esa relación se ha estancado y no camina a ningún lado. Toda relación debe concluir en el matrimonio, es la figura única para la relación de pareja.

´´No se preocupen por nada, más bien pídanle al Señor lo que necesiten y agradézcanle siempre. 7 La paz de Dios hará guardia sobre todos sus pensamientos y sentimientos porque ustedes pertenecen a Jesucristo. Su paz lo puede hacer mucho mejor que nuestra mente humana´´. Filipenses 4:6-7 (PDT)

Siempre hay un vagón para cada uno

Que a lo mejor no llega en el tiempo que nosotros quisiéramos es una cosa, pero que ese tren está programado para pasar en el tiempo indicado por Dios para que podamos abordarlo es un hecho.

´´Sólo yo sé los planes que tengo para ustedes. Son planes para su bien, y no para su mal, para que tengan un futuro lleno de esperanza.” Jeremías 29:11 (RVC)

Los matrimonios son equipos, pero para poder formar un equipo con alguien, debes haber sido preparada y entrenada para lograr las metas en común que dispongan. Esa preparación se llama soltería.

Te invito a ver este cómico video sobre el tema:

¡Coram Deo!

Siguenos
Instagram-32 Instagram-32 Instagram-32